© 2020 Guacamole News, un sitio de Échale Coco. Todos los derechos reservados.

Buscar
  • clauferalaen

Haciendo gel antibacterial


Con el anuncio de la llegada del Coronavirus a México, la gente ha comenzado a tomar precauciones. Una de las recomendaciones para evitar el contagio es lavarse constantemente las manos o usar gel antibacterial.


¿Qué es el gel antibacterial?


Es una sanitizador antiséptico que sirve como alternativa al uso de agua y jabón, desinfectando y protegiendo las manos de cualquier enfermedad transmisible por medio del contacto . Eliminando el 99.9% de los gérmenes, siendo su principal activo el alcohol.


Beneficios del gel antibacterial


  • Disminuye la posibilidad de contagiarse del virus H1N1 y bacterias que puedan provocar malestar estomacal.

  • Gracias a su uso práctico puedes llevarlo a todas partes.

  • Es biodegradable.

  • Ofrece suavidad, humectación y protección a tus manos.

  • Debido al desabasto que sufren las tiendas de autoservicio y farmacias del país, muchos se han quedado sin esta alternativa de limpieza. Ante esta situación, PROFECO (Procuraduría Federal del Consumidor) ha compartido una manera sencilla de preparar gel antibacterial casero.


Necesitas:


  • 90 ml de alcohol etílico ( etanol al 72%) 13 cucharadas soperas

  • ¾ de cucharadita de carbopol**.

  • ¼ de cucharadita de glicerina pura (1.125 ml).

  • ¼ de cucharadita de trietanolamina (aproximadamente)

  • Tazón de vidrio de 1L .

  • Colador de malla fina.

  • Recipiente de vidrio chico.

  • Agitador de globo.

  • Envase de plástico con tapa de botón a presión con capacidad de 100 ml.

  • Taza y cucharas medidoras.


Modo de preparación:


  • Coloca el colador de malla fina sobre el recipiente de vidrio chico, vierte el carbopol sobre el colador.

  • Deshaz los grumos con ayuda de una cuchara a fin de pulverizarlo completamente.

  • Vierte el alcohol en el recipiente de vidrio de 1L

  • Agita fuertemente con el agitador de globo y agrega poco a poco el carbopol.

  • Agrega la glicerina poco a poco mientras agitas con suavidad.

  • Cuando se haya disuelto completamente el carbopol, agrega la trietanolamina gota a gota procurando no excederte. Mientras agitas suavemente se va formando el gel.

  • Vierte el alcohol en gel en la botella de plástico con tapa firmemente.

  • Si sientes la textura del gel un poco espesa, agrega más alcohol hasta que obtengas la consistencia deseada.


Nota: La glicerina, el carbopol y la trietanolamina se consiguen en droguerías.

26 vistas